Hoy abre en la sede de la Sociedad General de Autores, la capilla ardiente con los restos mortales del cantante Camilo Sesto fallecido el domingo a los 72 años de edad. La muerte sobrevino por complicaciones renales a los problemas de salud que ya arrastraba.

Ha sido uno de los artistas españoles que ha vendido más. Se le acreditan más de 100 millones discos vendidos entre España y Latinoamérica donde también triunfó.

Sus cenizas recibirán sepultura en Alcoy, su localidad natal.